SALUD, NATACIÓN Y OLAS

Nos gusta el deporte. Y cuanto más completo mejor. Tal y como aseguran técnicos profesionales de centros de alto rendimiento, la natación implica la actividad tanto de piernas, tronco y brazos, por lo que se puede asegurar, sin temor a equivocarnos, que nos encontramos ante uno de los deportes más completos que existen. Si a esto le sumamos, un entorno dinámico y cambiante como es el océano o el mar, nos da como resultado, que el bodysurfing es una modalidad deportiva tremendamente beneficiosa para trabajar a la vez todo nuestro cuerpo, desde piernas y brazos a abdomen y espalda.

Según el Harvard Healthbeat, la natación es el entrenamiento perfecto, potenciándose la fuerza y la flexibilidad de la mayoría de los grupos musculares, aunque favorece especialmente al cuello, al hombro y la pelvis. En cuanto a los órganos, es un ejercicio que ayuda a mantener saludables el corazón y los pulmones. También se trata de un deporte ideal para reducir el nivel de estrés mental, ya que exige una concentración para coordinar la respiración, mantenerse a flote y continuar hacia delante en el nado.

Al no producirse ningún impacto en las articulaciones, también es una modalidad practicable para todas las edades, siendo el bodysurf un ejercicio cardiovascular perfecto para perder peso y tonificar músculos.

En el momento menos esperado y puede que incluso haciendo la actividad más cotidiana del mundo, llega lo que nunca quisimos ni imaginar. Nos lesionamos. Cualquier plazo de recuperación nos parece largo. ¿Y ahora qué?

Según la Standford Children’s Health, entorno al 10% de las personas que practican algún deporte, acaban lesionadas, siendo las lesiones más frecuentes las distensiones musculares y esguinces. La clave está la recuperación. Siguiendo siempre las recomendaciones médicas, en el momento e intensidad oportunos, una buena rehabilitación será esencial para recuperar una buena movilidad y evitar recaídas futuras.

 

Según VITAL.RP y el Consejero Médico Elmer Huerta, la natación puede ser muy beneficioso si se practica el estilo adecuado para las lumbalgias. Este ejercicio también está indicada para problemas de articulaciones y otras limitaciones en la que necesitemos mejoras de movilidad sin cargas de peso, una mayor flexibilidad o la tonificación de la fuerza muscular. La natación también está indicada para disminuir los cuadros en personas con problemas respiratorios, alergias y asma, ya que mejora el paso del aire a los pulmones. Por todo ello, y con su similitud a la natación, el bodysurf es altamente recomendado para fortalecer al completo el cuerpo así como rehabilitación de lesiones en miembros inferiores y superiores, espalda y cuello. También, en el entrenamiento para un buen rendimiento en bodysurf, se incluyen técnicas de yoga y fitness por lo que podremos fortalecer nuestro tronco a la vez que sus extremidades inferiores y superiores. Nuestro gran aliado en un proceso de recuperación será el bodysurf ¡y mucho más divertido!

0